Resolución 666 de 2020: Preguntas que los Protocolos de Bioseguridad no responden

La aprobación de la Resolución 666 de 2020, sobre la adopción del protocolo general de bioseguridad para la mitigación, control y manejo adecuado de la pandemia, plantea diversos retos para su aplicación por parte de las entidades públicas y privadas. No obstante, hay preguntas que los protocolos no han respondido y que deben ser consideradas por las organizaciones.

Como efecto, en este artículo hablaremos de las preguntas que los protocolos de bioseguridad no responden ¡y que las empresas DEBEN contestarse urgentemente!

Leer más

Cómo rediseñar el Sistema de Gestión para la reactivación empresarial frente a la crisis

Todas las personas que se encuentran en las áreas de calidad, ambiente, seguridad y salud en el trabajo tienen hoy día una gran tarea: La de reorientar el sistema de gestión de tal forma que facilite la reactivación de la organización para la cual trabajan, inclusive si es un emprendimiento propio. Esto implica no solo enfocarse en procedimientos, protocolos y requisitos legales y normativos. También requiere de comprender los cambios en el entorno y la manera como el mercado ha modificado sus hábitos de consumo a partir de la crisis.

Leer más

COVID-19. Las 7 habilidades que debes desarrollar para sobrevivir a la crisis del coronavirus

Con la llegada del COVID-19, todo cambió. La crisis generada por la recesión económica y de salud es inminente. Las reglas que regían los negocios, las organizaciones y hasta los sistemas de gestión ya no son las mismas hoy. La pandemia como factor externo tan poco controlable por parte de las personas y organizaciones (a excepción del aislamiento social que es el único método que hasta el momento está mostrando eficacia) nos está dando grandes lecciones de negocios y de vida. Nunca en la historia reciente (Hablo de los últimos 30 años) nos habíamos visto en la necesidad de efectuar modificaciones tan drásticas y rápidas como ahora a nivel mundial. ¿Qué retos nos plantea esta situación ahora? De este tema hablaremos en el artículo de hoy. Leer más

Cómo proyectarse profesionalmente siendo Auditor Interno HSEQ

Casi todo profesional desea crecer, proyectarse y lograr mayores resultados laborales, para brindar a su familia un mayor nivel y calidad de vida. Una opción interesante para lograr este crecimiento consiste en certificarse como Auditor Interno HSEQ. Por esta razón, dentro de este artículo hablaremos de los siguientes aspectos:

  • Quién es el Auditor Interno HSEQ
  • Para qué se realiza una Auditoría Interna HSEQ
  • Qué competencias debe tener un Auditor Interno HSEQ
  • Cuál es la proyección del Auditor Interno HSEQ.
  • Cómo podemos aportarle en su crecimiento profesional como Auditor Interno HSEQ

Leer más

¿Cómo fluye tu comunicación dentro de una reunión de Comité?

Durante esta semana acompañamos a uno de nuestros clientes en un proceso de consultoría, en el cual el objetivo consiste en optimizar el desempeño operacional a través de varias tácticas, entre ellas el fortalecimiento de la estructura del equipo directivo compuesto por los miembros de una familia (Padre, madre, hijo e hija). En el transcurso de la sesión observamos múltiples comportamientos que vale la pena resaltar, no con el ánimo de criticarlos, sino de brindar orientación a nuestros lectores acerca de aquellas situaciones comunes que afectan el comportamiento de las personas durante las múltiples sesiones de comunicación entre áreas y personas. Ejemplo de estas situaciones fueron:

Leer más

¿Cuál debería ser la responsabilidad del área de Control de Calidad?

Con algunos de nuestros clientes del sector industria nos encontramos que cuentan con un equipo de trabajo, área o departamento de Control de Calidad (O un laboratorio) que se encarga de efectuar las verificaciones de conformidad de los productos elaborados por la organización. Casualmente en las últimas semanas hemos estado acompañándolos en la revisión y ajuste de sus estándares y hemos encontrado que la mayoría de estos departamentos tiene como objetivo cosas como “Garantizar que los productos fabricados/ manufacturados/ elaborados por la organización cumplan con los requisitos de calidad, generando satisfacción a nuestros clientes” u objetivos similares. Pero, ¿es realmente responsabilidad del área de Control de Calidad la calidad del producto?

Leer más

Mejora continua y el paradigma de la dependencia

Durante la semana pasada e inclusive hasta hoy, hemos estado acompañando varias empresas en proyectos de mejoramiento. Para ello, comúnmente se hacen sesiones donde, como estándar de nuestra organización, realizamos una serie de preguntas que generan reflexión e introspección sobre las creencias y convicciones de los participantes en relación con el tema. Una de estas preguntas es la siguiente: «¿Cuáles son las causas de que el proceso no haya logrado los resultados que deseaba?» Paso seguido hacemos una ronda para que cada participante exprese su opinión. Al permitir que cada quien se exprese, es muy común observar que las respuestas se dirijan hacia fuera: «Es que Comercial no especifica las necesidades correctamente», «Es que Compras no controla sus proveedores», «Es que Diseño no envía las fichas técnicas del producto completas» y otra serie de razones que podrían completar todo un collar de perlas.

Una de las cosas que más nos llama la atención es que casi todas las causas se enfocan en lo que sucede hacia afuera; las personas tenemos el hábito muy profundamente arraigado de encontrar las causas de nuestros fracasos e incumplimientos en el entorno, en los demás procesos, en otras personas, en la gente a nuestro alrededor. Somos expertos buscando culpables. Si bien es cierto que existe un principio denominado «Enfoque basado en procesos» que menciona la importancia de entender las interacciones entre las salidas y las entradas entre cada proceso, no nos damos cuenta de que así estamos cayendo en el «Síndrome de la víctima», conducta muy frecuente entre muchas personas dentro de las organizaciones. El operar dentro de este paradigma nos mantiene en un ciclo vicioso que no nos permite oportunidad de cambio. Bloquea nuestra mente y nos hace creer que no tenemos control de lo que sucede y, por lo tanto, no habrá cambio hasta que el otro cambie. Nos asociamos emocionalmente y por lo tanto, evocamos emociones como la frustración, la rabia y la tristeza, que solamente consolidan esta cadena de resultados. Vivimos entonces dentro del «paradigma de la dependencia».

 

En «psicología del logro» y en el coaching, se usa una metáfora denominada «La Ley del Espejo» la cual, entre varios aspectos menciona lo siguiente: «Todo lo que nos molesta del otro, es un reflejo de algo que no hemos identificado ni resuelto en nosotros mismos». Cuando culpamos a otro proceso por las causas de las fallas y por las deficiencias en nuestra gestión, lo que realmente sucede es que estamos reforzando nuestra falta de pro-actividad y responsabilidad. Si el otro proceso nos está afectando, debemos preguntarnos muy sinceramente: «¿Qué tanto estamos siendo nosotros mismos la fuente de esta situación?»

 

Por otra parte, podríamos identificar cuáles de las situaciones están bajo nuestro control para emprender gestión sobre aquellas, ya que son las únicas sobre las que podríamos lograr resultados. Aquellas que no podemos controlar, caen en el marco que la influencia. Las decisiones que tome el líder de otro proceso no las podemos controlar. Lo que  sí podemos hacer, es generar influencia y persuasión. Por lo tanto, la invitación es la siguiente:

 

  1. Antes de buscar la causa afuera de nuestro proceso, tratemos de auto evaluarnos y de identificar qué sucede al interior.
  2. Establezcamos acciones de mejora que estén bajo nuestra capacidad de control, no sobre lo que el otro debería hacer y no hace.
  3. Si observamos que se requiere de una mejor sinergia con otro proceso, desarrollemos nuestra capacidad de influencia y persuasión para lograr que los otros procesos encuentren una motivación para emprender acción.
  4. El cambio se da desde dentro hacia fuera. Si nosotros cambiamos, el entorno cambia. Lo contrario no tiende a suceder. Haz que las cosas pasen… desde adentro.

Nuestros programas de entrenamiento te permitirán desarrollar no solamente conocimientos y habilidades técnicas, sino que además, podrás fortalecer tus habilidades blandas. Esto te hará ser un líder de gestión diferente. Te invitamos a conocer cómo podemos apoyarte

Quiero conocer los programas de entrenamiento

Leer más

Síguenos en nuestras redes sociales

Derechos Reservados RGI. Copyright © 2019 - programado por Visign