¿Conectas tu trabajo con tu propósito de vida?

La semana pasada realizando una sesión de consultoría con uno de nuestros clientes, analizábamos el desempeño de su proceso logístico. Hicimos una serie de preguntas importantes que les permitiera comprender su estado actual y deseado, entre ellas:

  1. ¿Cuál es el resultado perseguido por el proceso?
  2. ¿Cuál es el estado actual del proceso?
  3. ¿Cuáles son las barreras que limitan alcanzar estos resultados?
  4. ¿Qué aspectos tienen a favor para facilitar el logro de los mismos?

Al efectuar estas preguntas, realmente lo que deseábamos saber era el contexto existente en la mente del cliente, así como entender su forma de pensar en relación con el proceso. Esto es un punto clave dentro de los procesos de coaching de equipos y desempeño. Durante la sesión encontramos que los participantes tenían en su mente resultados diferentes a alcanzar vs lo que la organización había establecido. Por otra parte, detectamos que veían más aspectos en contra que a favor suyo, paradigma que les hacía sentirse víctimas de otros procesos y personas, así como de la gerencia. Esta forma de pensar incidió significativamente en su respuesta sobre las siguientes preguntas:

  1. ¿Qué acciones emprenderá para lograr los resultados y superar las barreras limitantes?
  2. ¿Quién es el responsable?
  3. ¿Cuál es su grado de compromiso con la ejecución de las mismas?

Fue claro ver cómo para los participantes la idea predominante era que los demás procesos eran quienes debían mejorar. La gerencia era quien debía darles más (recursos, atención, capacitación, etc). Al pensar bajo la lupa de “soy víctima de los demás”, tenían la idea de que no eran responsables de sus resultados.

Aunque pueda considerarse como un poco abstracto, la clave está en plantearse la pregunta: ¿Cuál es tu propósito en la vida? ¿Cómo el trabajo que realizas en la empresa te ayuda a acercarte más a tu propósito? Las estadísticas empíricas que hemos realizado nos han mostrado que 2 de cada 10 personas en las organizaciones han pensado en el significado de su vida. Y 1 de estos 2 lo ha planteado como un propósito desde el presente hacia el futuro. Estas personas son las que manifiestan una actitud responsable y proactiva. Las restantes 8 o 9 personas tienen la tendencia de ser más reactivos y desempoderados. De allí el porqué frecuentemente encontramos deficiencias de desempeño laboral.

Hemos encontrado que las personas que se plantean estas preguntas, que reflexionan continuamente en ellas y que las documentan a través de una “Declaración de Propósito de Vida”, logran mejores resultados en áreas como el auto-conocimiento y la gestión emocional; esto permite que como efecto, tengan mayor nivel de energía y salud física, mejores relaciones con su familia y finalmente un desempeño profesional y financiero más elevado que el resto de las personas.

Volviendo a las personas con quienes sostuvimos la reunión, al ayudarles a establecer su propósito de vida, así como sus objetivos personales, lograron tomar consciencia y responsabilidad sobre las preguntas 5, 6 y 7. Es así como eligieron libremente comprometerse con realizar acciones específicas que estaban 100% bajo su control y dominio para mejorar su proceso, sin esperar a que alguien más (la gerencia u otro proceso) viniese a salvarlos. Como bien lo dijo el poeta Borges en su poema “Aprendiendo”, cuando manifestaba: “así que uno planta su propio jardín y decora su propia alma, en lugar de esperar a que alguien le traiga flores”.

Te invitamos a establecer tu propósito de vida pensando:

  1. Cuál es tu pasión (Aquello que más amas hacer, así no te pagaran por ello)
  2. Cuál es tu vocación (Qué talentos tienes y qué es lo que mejor sabes hacer)
  3. Cuál es tu profesión (Qué haces para recibir dinero, porqué te pagan)
  4. Cuál es tu misión (Qué crees que necesita el mundo y cómo crees que puedes ser parte de la solución).

Se parte de la solución, no de los problemas.

Una feliz semana.

Síguenos en nuestras redes sociales

Derechos Reservados RGI. Copyright © 2019 - programado por Visign